Taller de Certificación PMI-ACP®


PMI-ACP® es la certificación del PMI® dirigida a cualquier profesional que participe en proyectos o iniciativas ágiles. Siendo una de las certificaciones con la más alta tasa de crecimiento del PMI® y reconocida internacionalmente, acredita sus conocimientos sobre la filosofía, los conceptos y las principales técnicas de gestión ágil.

PMI Santiago Chile Chapter realizó entre el 4 y 12 de mayo el Taller de Certificación PMI-ACP®, en dependencias de Universidad Andrés Bello, con el objetivo de comprender y aplicar los elementos de agilidad inmersos en la certificación PMI-ACP®.

El taller de 21 horas totales estuvo a cargo del relator Alejandro Bedini G., certificado en PMP®, PMI-ACP®, Certified ScrumMaster®, Certified Scrum Product Owner®, Certified Scrum Professional®, ISTQB Foundation Level, y Test Manager Level.  Alejandro ha ocupado cargos como líder de proyectos y portafolio, jefe unidad, jefe departamento y subgerente impulsando mejoras de procesos, implementando herramientas para automatización, enmascaramiento de datos, creando áreas, impulsando el cambio, mejoras de procesos, entre otros, en industrias de telecomunicaciones, banca, financiera y gobierno. Además, ha implementado en empresas pequeñas y grandes el modelo de madurez CMMI®, PMO y mejoras de proceso. Así como implantado en forma temprana metodologías ágiles en diversas compañías en Chile y el exterior.

Las actividades del taller se basaron en casos y situaciones que se presentan en la realidad, donde la dinámica permite en base a juegos serios conocer las diferentes propuestas de herramientas y/o métodos de los principales puntos ágiles.

Los participantes fueron muy participativos y realizaron múltiples preguntas que se orientaron a cómo implementar la agilidad o qué hacer ante una situación determinada.

“Todas las empresas donde la tecnología ocupa una variable importante en su cadena de valor están sujetas a implantar un marco ágil. Por tal motivo actualmente en Chile se observa cómo el mercado y las empresas aspiran a un mejor servicio donde la tecnología se enfoca en satisfacer algunas demandas del cliente. Para ello, los marcos ágiles son propicios y al profesional se le pide que sepa interactuar con ellos. Un profesional que trabaje con áreas tecnológicas deberá incluir en sus áreas de habilidades técnicas y blandas el tema de agilidad”, comentó Alejandro Bedini, experto en la materia.