¿Qué es este revuelo de la agilidad para los proyectos?


La industria de software es una industria joven si se compara con otros tipos de industrias como la de la construcción, automovilística, entre otras. Y una de las más sujetas a las “modas”, y si no estás dentro de esa moda podrías ser aislado del mercado.

Este pequeño artículo tiene el objetivo de explicar un poco algunos puntos del porqué de esta revolución que la mayoría de las compañías están basando como marco de trabajo en sus proyectos.

La agilidad a interrumpido el mercado desde el 2000, conjuntamente con la gestión de la innovación, han causado un revuelo y cada vez las empresas aceleran su implantación (“o dicen hacerlo”). Hay muchas propuestas de metodologías agiles como Lean, Kanban, XP, crystal y la que más adeptos tiene es SCRUM.

La agilidad se basa en ciertos principios que se conoce como manifiesto ágil y SCRUM es un marco de trabajo que es un proceso cíclico en el que se aplican de manera regular un conjunto de buenas prácticas para trabajar colaborativamente, disminuir los riesgos, bajar incertidumbre al cliente del producto que necesita y obtener retroalimentación del producto sumado a mejoras del proceso de construcción en forma más rápida.

Fuente: http://www.i2btech.com/blog-i2b/tech-deployment/para-que-sirve-el-scrum-en-la-metogologia-agil/

Fuente: http://www.i2btech.com/blog-i2b/tech-deployment/para-que-sirve-el-scrum-en-la-metogologia-agil/

Uno de los reportes más reconocidos VersionOne’s 9th annual State of Agile survey indica, basado en todos los encuestados, que 59% afirma que acelera la entrega del producto, 56% incrementa la habilidad para la gestión de cambios de prioridades , 53% incrementa la productividad y el 46% la calidad. Para los proyectos que involucran el desarrollo de software son números bastantes significativos y hay muy pocos detractores de la agilidad versus los marcos de trabajo tradicionales. Dado lo anterior, se menciona que la mayoría de las empresas que tienen proyectos con desarrollo de software usan o usarán marcos de trabajo agiles.

Fuente: https://blogs.versionone.com/agile_management/

Fuente: https://blogs.versionone.com/agile_management/

¿Pero cuáles son los puntos tan relevantes que debemos considerar y que ayuda a los proyectos a tener unos números de desempeños buenos?

  • Entender que agilidad es un cambio cultural, no es una “herramienta” que se aplica y listo. Es un estilo de trabajo que involucra cambios de pensamiento y foco en toda la compañía. Se logra construir una cultura colaborativa y más inclinada a un trabajo en equipo efectivo.
  • En vez de trabajar en forma lineal se trabaja en ciclos de desarrollo que en SCRUM es llamado SPRINT. Donde cada SPRINT hay un entregable donde se especifica y revisa cada “porción” del desarrollo hasta obtener el producto mínimo viable. Esto hace obtener en forma temprana las observaciones de los entregables para efectuar los ajustes necesarios ahorrando en costos por adaptaciones tardías.
  • Ya no se trabaja en silos ni en forma secuencial se trabaja en equipo desde el inicio y todos son responsables de todo. Por ejemplo, en la mayoría de las empresas el tester aparece al final en la etapa de testing, en cambio basado en metodología ágil, el tester debe estar al inicio y fin del proyecto con una participación activa. Por consiguiente se pasa de ser responsable local o puntual de una etapa a ser responsable colaborativo de forma transversal al proyecto.
  • El cliente tiene un rol primordial de indicar su necesidad, priorizar los entregables y revisar cada entregable, entregando feedback oportuno y no al final de un producto completo con la desventaja que eso conlleva. Logrando que el cliente se vuelva parte del equipo y entregando retroalimentación oportuna.

El PMI no es ajeno al auge de la agilidad por un lado la nueva versión del PMBOK® está incorporando varias herramientas agiles y SCRUM como un ciclo de vida en los proyectos. Además tiene la certificación PMI-ACP® para las personas que está adoptando enfoques ágiles para dirigir proyectos, la certificación reconoce que se posee el conocimiento de los principios ágiles, las prácticas y las herramientas y técnicas de las metodologías ágiles.

Alejandro Bedini G.:
Certificado en PMP®, PMI-ACP®, Certified ScrumMaster®, Certified Scrum Product Owner®,
Certified Scrum Professional®, ISTQB Foundation Level, y Test Manager Level.

Ha ocupado cargos como líder de proyectos y portafolio, jefe unidad, jefe departamento y subgerente impulsando mejoras de procesos, implementando herramientas para automatización, enmascaramiento de datos, creando áreas, impulsando el cambio, mejoras procesos entre otros. En industrias de telecomunicaciones, banca, financiera y gobierno.
Ha implementado en empresas pequeñas y grandes el modelo de madurez CMMI®, PMO, y mejoras de proceso. Como así implantando en forma temprana metodologías ágiles en diversas compañías en Chile y el exterior.